Latest Tweet

Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado. Pasta per tutti! 
Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.
6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos. 
Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.
Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.
Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.
Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis. 
 
 
PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado.

Pasta per tutti!

Esta vez fueron cocineros italianos, venecianos creo, los que ocuparon el puesto vacio del Mercado de San Fernando para que aprendiéramos y degustáramos sus recetas.

6 tipos de pasta y 6 formas de prepararlas nos abrieron todo un mundo de posibilidades,  especialmente a los españoles que fuera de los macarrones con chorizo y los spaguetti con gambas andamos algo perdidos.

Afortunadamente, se respiraba ambiente y aroma italiano y los saludos, abrazos y complicidad entre los compatriotas que fueron a apoyarles, ayudaron mucho a darle más contexto a la jornada.

Mientras estaba allí observando, me dio por pensar que el momento chef explicando al público rodeado de cacerolas humeantes, tenía un punto de cooking show totalmente americano, pero rápidamente aterricé de nuevo al momento cañí de las señoras sentadas alrededor del puesto medio apuntando, medio almorzando y en el fondo encantadas de encontrarse, por sorpresa, algo que rompe la rutina de su día a día.

Como en las dos ocasiones anteriores, ha sido el grupo Slow Food de Madrid quien ha organizado este taller. Es bonito ver el tándem de intercambio que el mercado y ellos han creado para poner en marcha este tipo de iniciativas, tan bienvenidas por los comerciantes y clientes.

Esperemos que poco a poco actividades como esta, sirvan para revitalizar este mercado que sigue capeando el temporal del olvido y últimamente de la crisis.

 

 

PD: Después del verano un puesto más ha cerrado. Era el último que se volvió a abrir y el comerciante más joven del mercado.

  1. buscandoagwendolyne ha publicado esto